Llamamiento del Frente Cívico para el 21M

Etiquetas

, , , , , ,

21mUn año después del 22 de Marzo, las reivindicaciones que lograron reunir en Madrid a más de un millón de personas están más vigentes que nunca. El problema del desempleo, lejos de haberse solucionado, ha sido agravado por las políticas laborales que desde el gobierno del estado se han puesto en marcha, dando de paso más fuerza y sentido a la denuncia expresa que desde las Marchas de la Dignidad hacíamos en relación a la precariedad laboral, hoy más latente que nunca. Los recortes en derechos y políticas sociales han seguido agravando los cimientos de la ya de por sí exigua democracia que en España se da, con el impulso de leyes como la Ley Mordaza, o el deterioro progresivo y agresivo que servicios sociales, educación, pensiones o sanidad han continuado sufriendo. A esto, se debe unir la incapacidad de los partidos del bipartito, PP y PSOE, así como del Estado en su conjunto, para dar una respuesta real a la corrupción institucionalizada que corroe el sistema, y que lejos de mitigarse, nos asalta, con cada vez mayor virulencia, hasta el punto de convertirse en un mal endémico que pone de manifiesto redes clientelares y mafias intestinas que controlan la vida política y económica del país.

En este escenario, en este momento reivindicamos con más fuerza los servicios públicos, la auditoría de la deuda y el impago de la deuda ilegítima. Reclamamos una Renta Básica y nos oponemos frontalmente a la nueva amenaza que sobre Europa se cierne, en forma de tratado de libre comercio (TTIP), pues la entrada en vigor de este acuerdo al servicio de las multinacionales supondrá un gravísimo deterioro de los derechos sociales, económicos y laborales de los europeos.

Pero además, en un año electoral como el que nos contempla, la necesidad de movilizarnos socialmente cobra si cabe más importancia y relevancia que en cualquier otro momento político, pues desde el FCSM, entendemos que sólo llegará la transformación de nuestra sociedad, de nuestras políticas y de nuestra economía, a través de la movilización activa y consciente de la mayoría social que sufre y carga con las consecuencias de las políticas actuales.

Por ello, desde el FCSM consideramos que la herramienta maestra necesaria para construir una mayoría social consciente y organizada que posibilite el cambio, es la movilización social. Durante este más de un año de existencia, los espacios, asambleas y coordinadoras de las Marchas de la Dignidad han contribuido a desarrollar las alianzas y estrategias que van posibilitando el empoderamiento de las organizaciones y la unidad en los objetivos comunes. Es aquí donde reside la fuerza del 22M. Entendemos que debemos seguir contribuyendo a que las Marchas de la Dignidad actúen como motor para construir el sujeto y el músculo por y para el cambio.

Por todas estas razones, el FCSM hace un llamamiento a toda la ciudadanía, a las organizaciones, movimientos, plataformas, partidos y sindicatos de todo el estado, para sumarse a las movilizaciones que nos llevarán a Madrid el próximo 21 de Marzo, y contribuir a que en Colón el 21 de marzo, el poder establecido entienda las demandas y exigencias de un pueblo que se rebela contra su actual suerte y que se dispone a tomar sus riendas.

No al pago de la deuda ilegal, ilegitima y odiosa.
La defensa de los servicios públicos para todos y todas.
Contra la precariedad laboral y social.
Contra la represión y contra la Ley Mordaza.
No al TTIP.
Por el derecho a una vivienda digna.
No al corte de los servicios esenciales de luz, agua y gas.

PAN, TRABAJO, TECHO Y DIGNIDAD

Llamamiento 21M – FCSM

El 21 de marzo las Marchas de la Dignidad vuelven a Madrid para exigir Pan, Trabajo, Techo y Dignidad

Etiquetas

, , , , , , , , , ,

Las Marchas de la Dignidad vuelven a Madrid caminando hacia la Huelga General con el objetivo de exigir una vida con dignidad. Desde todos los puntos del estado español columnas de dignidad se movilizarán para defender el programa del movimiento 22M como paso previo a la convocatoria de la movilización general de octubre concretada en una Huelga General laboral, de consumo y social.

A un año de la conmemoración de la gran manifestación del 22M que concentró en Madrid a centenares de miles de personas que reivindicamos una vida digna, la situación no ha cambiado a mejor y se profundizan las consecuencias de los perversos efectos de las llamadas políticas de austeridad impuestas por la Troika contra la mayoría social del estado español.

La terca realidad desmiente de forma descarnada al gobierno del Partido Popular y a los poderes que lo apoyan, la campaña de publicidad para vender la idea de que hemos salido de la crisis en la que está inmerso el gobierno y los poderes económicos y mediáticos adictos a este régimen bipartidista monárquico, se da de bruces con la situación en la que hoy se encuentra la mayoría social. A aquellos que siguen los dictados de instituciones que no se han sometido al sufragio de la ciudadanía:

¡¡¡ Hay que echarles !!!

En efecto, la tasa de paro (EPA) sigue situada en el 24% de población con más de cinco millones y medio de personas en situación de desempleo, la cobertura de prestaciones a la personas sin empleo no llega al 58%. Cerca de tres millones de personas carecen de ingresos, situación que afecta a más de medio millón de hogares. Los empleos que se crean son precarios y con salarios de miseria por lo que hoy se es pobre incluso teniendo empleo. En este sentido la diferencia salarial entre hombres y mujeres es del 24%. El paro juvenil sigue superando el 55% y cada día son más los jóvenes que, como sus abuelos, tienen que emigrar para poder tener el futuro que este país les niega. Las pensiones pierden poder adquisitivo año tras año y su revalorización es una vergüenza.

En esta situación económica es alarmante el aumento de la pobreza que se sitúa en el 30 % de la población, una de cada cinco personas está en riesgo de pobreza severa y de exclusión social, esta pobreza tiene mayoritariamente rostro infantil y de mujer. El aumento de la precariedad social, fruto de estas políticas de recortes, de la precariedad laboral y salarial, de eliminación de derechos y coberturas sociales, aumenta el número de personas afectadas por los desahucios y por lo que se ha dado en llamar pobreza energética (cortes de los servicios de luz, agua y gas). Este invierno han muerto personas a consecuencia de la precaria situación de los hogares.

La corrupción y las irregularidades fiscales roban a las arcas del estado español un 5% del PIB, y junto a ello, la política fiscal beneficia a los que más tienen, recayendo la carga sobre la clase trabajadora y la mayoría social. Hoy en el estado español aumentan los millonarios y también los pobres, agrandándose la brecha social.

Todo ello tiene sus efectos por la reforma del artículo 135 de la C.E., mediante el cual se hipoteca toda soberanía popular a los dictados de la UE y el BCE priorizando el pago de la deuda a los especuladores al bienestar y los derechos de la mayoría social. Es patente la descomposición del régimen del 78 y de una constitución que no reconoce los derechos de los pueblos y naciones del estado y que ya es papel mojado en sus referencias a derechos y libertades.

Ante ello y como respuesta a la movilización social contra estas criminales políticas, el gobierno aumenta la represión contra el pueblo, la reforma de la Ley de Seguridad Ciudadana y del Código Penal, que tiene por objeto la merma de derechos y libertades para silenciar a un pueblo que sufre y al que están empobreciendo como medio para la dominación y la explotación.

Las Marchas de la Dignidad vuelven a pedir a la mayoría social y a la clase trabajadora que se movilice, que demuestre en la calle que QUEREMOS VIVIR CON DIGNIDAD, que identifiquemos a los culpables de esta grave e injusta situación social y defendamos el programa de las marchas de la dignidad.

Un programa de mínimos con un gran consenso social y político en tormo al:

  • No al pago de la deuda, ilegal, ilegitima y odiosa
  • La defensa de los servicios públicos para todos y todas
  • Trabajo digno con derechos y salario suficiente, reducción de la jornada de trabajo y renta básica
  • Por el derecho a decidir de las personas, los pueblos y las naciones del estado en los aspectos que atañen a su vida y futuro
  • La defensa de los derechos de la mujer y por un futuro para nuestra juventud
  • Contra la precariedad laboral y social, No a las reformas laborales
  • Contra la represión y contra la Ley Mordaza
  • No a los tratados entre gobiernos y transnacionales contra los derechos sociales. No al TTIP
  • Por el derecho a una vivienda digna y no al corte de los servicios esenciales de luz, agua y gas
  • No a la OTAN, No a las guerras

Caminado hacia la Huelga General

 Hay que echarles

8 de marzo: la DIGNIDAD de las mujeres

Etiquetas

, , , ,

Como bien sabemos, y sufrimos, los gobiernos al servicio de los poderosos están descargando salvajemente las consecuencias de la crisis capitalista sobre la clase obrera y sectores populares.

El Pago de la Deuda pública es la gran coartada para imponer las políticas criminales que dicta la Unión Europea y que conllevan paro masivo, condiciones laborales de semi-esclavitud, pensiones de hambre y destrucción de los servicios públicos.

Todo está mal. Para las mujeres, peor.

Aunque las cifras de las estadísticas enmascaran el drama diario de millones de mujeres – el penúltimo desahucio ejecutado con violencia policial desmedida lo sufrió una mujer con un niño de mes y medio en sus brazos – los datos son brutales:

  • El 90% de los hogares encabezados por un adulto con hijos a su cargo – que son los que tienen más riesgo de pobreza – están sostenidos por nosotras las mujeres.
  • Las mujeres somos las “reinas” del trabajo temporal y a tiempo parcial. Somos mayoría en los sectores peor pagados (hostelería, limpieza, cuidados, etc) y ganamos un 23% menos que los hombres; es decir, tenemos que trabajar 84 días más al año para ganar lo mismo que un hombre.
  • Casi dos millones de trabajadoras ganamos menos de 612 euros al mes. Más del 60% de las mujeres paradas no tiene ningún ingreso.
  • La situación de pobreza es especialmente grave para las mujeres mayores. Sólo el 31% recibe una pensión y de ellas, la inmensa mayoría cobra un promedio de 440 euros mensuales.

A todo ello se une el trabajo inmenso, que sigue siendo soportado casi en exclusiva por las mujeres, de sacar la casa adelante, , conseguir que haya comida, cuidar de lxs más pequeñxs y de lxs mayores…

La privatización y destrucción de servicios públicos ha caído como una losa sobre las espaldas de las mujeres.

Y apechugamos con ello mientras se puede. Porque para decenas de miles de familias, la mayor parte mujeres con hijos a cargo, a todo ello se suma un crimen de lesa humanidad: Ser expulsadas de su casa por impago de hipotecas o alquileres, sin alternativa alguna. Miles de personas se suicidan por causas relacionadas con los desahucios.

Después el gobierno de Madrid vende esas viviendas sociales, construidas con dinero público, a fondos especulativos.

La violencia contra las mujeres: asesinatos, maltratos y humillaciones, constituyen el retrato macabro de una sociedad en descomposición regida por un patriarcado, más brutal en tiempos de crisis, del que la mayoría de las mujeres sólo escapamos para encontrarnos en la pobreza.

El mayor insulto es que los gobiernos se llenen la boca de “igualdad” cuando además de todo lo que soportamos como mujeres trabajadoras se quiere impedir que decidamos sobre nuestro propio cuerpo. Falta educación sobre salud sexual y reproductiva en los centros educativos y la planificación familiar queda reducida a la receta de la “píldora”, a veces con grandes listas de espera.

Y, sobre todo, pretenden negarnos el derecho al aborto, ya muy limitado, y obligarnos a parir hijxs no deseados, que además de condicionar nuestras vidas, nacerán sin protección social y sin futuro. De entre nosotras, la explotación capitalista y la dominación patriarcal se exacerba sobre las mujeres inmigrantes. Son las primeras en los trabajos más duros y peor pagados, en las carencias de casi todo, en desprotección frente a la violencia machista y en los embarazos no deseados.

Precisamente por ello, la solidaridad de clase y de género, así como la invitación a ocupar su lugar en el combate son prioritarias para nosotras.

Salir de casa, unirse, luchar: es el único camino.

Conscientes de que el gran capital, los gobiernos de aquí y la Unión Europea no nos preparan otro futuro que el de la miseria y la esclavitud, las Marchas de la Dignidad llamamos a todas las  mujeres, que no tienes más capital que su fuerza de trabajo y su dignidad, a sumarsee a la lucha.

  • La casa y la soledad es un pozo sin fondo del que hay que salir. Entre todas sabremos encontrar formas de solidaridad que nos permitan salir adelante y ser lo bastante fuertes para tomar lo que es nuestro y que nos están robando.El único camino es organizar nuestra fuerza.

    ¡Incorpórate a las Marchas de la Dignidad de tu barrio o pueblo!

    ¡Ven con nosotras a preparar las Marchas del 21 de marzo de 2015, caminando hacia la huelga general del próximo otoño!

    ¡Hay que echarles, construyendo el poder del pueblo!

    Las Marchas de la DIGNIDAD 22M por el PAN, TRABAJO y TECHO, con DIGNIDAD.

    EXIGIMOS:

  • No al pago de la DEUDA: ilegal, ilegítima y odiosa
  • Derecho a VIVIENDA para tod@s
  • Empleo DIGNO con DERECHOS o Renta básica
  • Servicios públicos para todas las personas
  • NO al TTIP (Acuerdo Transatlántico para el Comercio y la Inversión)NO ES TIEMPO DE LAMENTOS,

    ES TIEMPO DE LUCHA

Comunicado del Frente Cívico de Madrid en apoyo a la movilización de afectados por la Hepatitis C

Etiquetas

, , , , ,

FCSM-pos-webSiete años de crisis financiera y sistémica han provocado y siguen provocando un deterioro continuo de las condiciones de vida de la mayoría social, y hay algo que no podemos ni debemos tolerar y es que el sistema con las políticas de recortes se provoque la muerte de los ciudadanos más desprotegidos .

El Real Decreto Ley 16/2012 que deja fuera de la atención sanitaria a centenares de miles de personas ha provocado varias muertes por falta de atención, 2.600 personas fallecen al año como consecuencia de la pobreza energética, el 80% de los 10 suicidios diarios son por razones económicas y una persona fallece cada 2 horas por la omisión de socorro de un gobierno que no facilita el tratamiento a las personas de hepatitis C, cuando dicho tratamiento salvaría su vida.

Lo más siniestro de la situación lo da el hecho de que las tramas corruptas político-financieras, aquellas que han recibido más de 150.000 millones de euros en ayudas directas e indirectas para salvar sus bancos, intentan privatizar para sus empresas los servicios públicos de sanidad que son de todos. No solo nos roban, sino que además nos matan, esta situación intolerable no puede seguir así.

Desde el Gobierno se repite sin cesar que la sanidad en España sigue siendo “gratuita y universal”, repiten con cinismo e hipocresía que hemos salido de la crisis. Sin embargo, en estos últimos dos años hemos constatado la falsedad de lo que afirman y manipulan, hemos visto cómo en la práctica se niega el derecho a la vida. Mientras los autos del Tribunal Constitucional respaldan la protección del derecho a la salud; mientras el Comité de Derechos Sociales del Consejo de Europa y el Comisario de Empleo y Asuntos Sociales de la Unión Europea condenan esta situación.

Las políticas de recortes en sanidad matan, hoy mueren 12 personas diariamente por Hepatitis C al serles denegado el tratamiento, mañana serán los afectados de cáncer y más tarde cualquier otra enfermedad, quienes llevan a cabo estas políticas genocidas deben responder ante los tribunales.

Desde el FCSM apoyamos la interposición de una querella criminal, planteada por la PLAFHC, por denegación de auxilio contra las autoridades responsables.

Los enfermos de Hepatitis C y su Plataforma, la PLAFHC, mantienen desde el pasado 18 de diciembre un encierro en el Hospital 12 de Octubre en demanda de su reivindicación; en otras provincias, Córdoba y Girona, enferm@s y afectad@s junto a familiares mantienen también encierros. En numerosas localidades se preparan acciones, encierros, asambleas, actos, y marchas para el próximo sábado 10 enero.

Estamos en año electoral y el gobierno tiene los pies de barro ante esta proximidad, hay que denunciar con la máxima fuerza en la calle las políticas de recortes y sus consecuencias criminales.

Desde el FCSM hacemos un llamamiento a secundar el sábado 10 enero la Marcha al Palacio de la Moncloa, a fin de entregar al presidente del gobierno la exigencia de que el Ministerio de Sanidad haga efectivo el tratamiento y suministre los fármacos de última generación que cura la enfermedad. Asímismo, apoyamos todas las movilizaciones que se planteen en el futuro para conseguir estos objetivos.

¡¡TODOS EN DEFENSA DE LA SANIDAD PÚBLICA!!

¡¡TRATAMIENTO URGENTE A TODOS LOS ENFERMOS DE HEPATITIS C!!

¡¡DIA 10 ENERO, MARCHA –MANIFESTACIÓN LEGAZPI 10h – PALACIO MONCLOA!!

Dignidad, movilizaciones, elecciones

Etiquetas

, , , ,

Leopoldo Pelayo

Miembro del frente cívico somos mayoría de madrid

La convulsa sociedad española se mueve bajo unos parámetros por todos conocidos: una profunda crisis, paro y precariedad inaceptables, una corrupción inasumible, un descrédito generalizado de las instituciones que han gobernado o han estado cerca de las tramas político-financieras culpables de esta situación. El inmenso malestar ciudadano que se pone de manifiesto en las movilizaciones que plantean las Marchas de la Dignidad, Mareas y otras plataformas, así lo corrobora.

01_01_29N

© Juanjo Delapeña

El día 29 de noviembre, miles de personas por la mañana y cientos de miles por la tarde, inundaron de forma pacífica y masiva las calles de Madrid al grito de “Pan, techo, trabajo y dignidad”. Denunciaron un rechazo total a las políticas emanadas de la Troika y de los gobiernos del bipartidismo. Un rechazo a los recortes, al paro que éstos provocan, a la corrupción instalada en lo más profundo de las instituciones y un no rotundo a la continuidad de estas políticas y a los partidos que las llevan a cabo.

En pocos días, con una organización básica, las Marchas han sido capaces, una vez más, de generar una dinámica de movilización a través de las coordinadoras y los comités de barrio, que ha permitido la participación masiva de los ciudadanos en estas manifestaciones.

En todas las intervenciones de la Coordinadora de las Marchas de Madrid, celebrada el 2 de diciembre, en Barajas, se valoró muy positivamente la semana de lucha del 24 al 29 de noviembre. Fueron múltiples los actos desarrollados en barrios y distritos contra la deuda, contra la L.S.C., por una vivienda digna y por la defensa de los servicios públicos. Se denunció, asimismo, la situación del exilio de miles de jóvenes en busca de trabajo, así como la situación de paro y precariedad de millones de trabajadores.

Asímismo se consideraron muy positivas las manifestaciones del 29 por la mañana y por la tarde, en las que centenares de miles de personas manifestaron su indignación y rechazo a la situación actual. A juicio de la Coordinadora, es necesario, sin embargo, mejorar aspectos de organización, comunicación, descentralizar y delegar funciones que permitan generar la confianza de sus muchas organizaciones para que sus intereses individuales, muy respetables en todos los casos, no se superpongan a los intereses colectivos.

Si las movilizaciones previas al 22 de marzo y la de ese mismo día ayudaron a provocar el cambio político que se dio en las elecciones europeas del mes de mayo, es evidente que las del mes de octubre y noviembre tendrán un peso específico en las futuras convocatorias electorales.

Existe la creencia de que las elecciones son la solución para cambiar las políticas económicas actuales, pero es evidente que, aun siendo la condición necesaria, no es la condición suficiente. Revertir las políticas de recortes en educación, sanidad; suprimir el artículo 135 de la Constitución que prioriza el pago de la deuda e impone y exige estas políticas, entre otros aspectos, son cuestiones que solo se conseguirán exigiendo a los gobiernos futuros, con movilizaciones y presiones en la calle, la devolución de los derechos sociales perdidos con esas políticas de recortes.

Las Marchas de la Dignidad son, al día de hoy, el único instrumento de movilización de que disponen los ciudadanos para hacer frente a las políticas regresivas, un instrumento eficaz que ha conectado con las necesidades de la mayoría y se convierte en sujeto político para exigir, en las futuras convocatorias electorales el fin de los gobiernos sumisos a las políticas del banco Central Europeo.

Próximas movilizaciones de parados y Mareas ciudadanas

En el horizonte próximo, nos encontraremos con las movilizaciones de los colectivos de parados en el mes de diciembre. El 23 de febrero, fecha emblemática, Mareas Ciudadanas plantea salir a la calle; y las Marchas de la Dignidad deben analizar en la próxima reunión de la Coordinadora Estatal, la necesidad de dar continuidad a las movilizaciones de este otoño.

Las recientes declaraciones de Pedro Sánchez (secretario del PSOE), con cantos de sirena al pacto poselectoral con la derecha económica del país, indican las debilidades y el miedo de un sistema bipartidista basado en una sumisión absoluta a las políticas de austeridad impuestas por Europa, cuya última trinchera y refugio sería ese pacto, intentando consolidar los privilegios mantenidos durante décadas, y que solo ha favorecido a una minoría económica privilegiada.

Los movimientos sociales y las Marchas de la Dignidad estarán enfrente, como lo han estado hasta ahora, de estas políticas de sufrimiento, acompañadas por la corrupción que ellos mismos han generado durante tantos años, sometiendo al país al saqueo económico de la mayoría de la población en beneficio de tramas financieras y empresariales coaligadas con el poder político.

El 22M del 2015, hay que prepararlo con la misma intensidad, o más si cabe, que la que se hizo este año. Tenemos que redoblar esfuerzos, tenemos que estar presentes en la calle para recordar que el verdadero cambio político solo se hace asumiendo las reivindicaciones de la mayoría social que sufre las consecuencias de la crisis y las políticas de un sistema corrupto emanadas de la Troika.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 56 seguidores